viernes, 15 de junio de 2018

Nerea y los gatos




Hoy me voy a atrever a corregir y a rectificar a toda una grandísima escritora como es la sevillana, aunque nacida en Bilbao, Nerea Riesco.

Esta autora, de la que soy seguidor en su página del feisbu, publica de vez en cuando, fotos de escritores que tienen algo en común. La serie de fotos se llama “Escritores con gatos” y, como es lógico, muestra imágenes de autores  o autoras (que no se me enfade nadie o nadia) con sus felinos o felinas. Los hay de todos los géneros y épocas, con el elemento gatuno en común, claro. Vale, hasta aquí todo bien.

También nos regala fotos de sus dos gatos: Dante y Poe. Por cierto, ya me quedo más tranquilo sabiendo que no soy raro cuando llamo a mi gato Quillo, cada uno con sus inquietudes y conocimientos ¡Qué quieres que te diga!

Bueno, Nerea, vamos al lío.

 Deberías saber, como buena cuidadora de Dante y Poe, que tú no tienes gatos, ellos te tienen a ti. La casa es de los gatos, tú, en todo caso, pagas la hipoteca. El mejor sitio de la casa es donde esté el gato, en el resto puedes estar, de momento. Las horas de juegos la deciden ellos, tú te limitas a acompañarles. Nunca se te puede olvidar que, para ellos, eres el humano que le da de comer. Si se sientan a tu lado mientras escribes la próxima novela, no es para darte compañía, es para controlarte y que llegues a tiempo a entregar las galeradas. ¿No te das cuenta que quién te marca los horarios es Dante? De momento, claro, dentro de poco Poe será el señor del castillo, si no, al tiempo. Tranquila que tu papel de sirvienta y vasalla lo tienes asegurado.

Nada, que si tienes tiempo entre presentación y firmas de tu última novela “Los lunes en el Rizt” a ver si puedes cambiar lo de “escritores con gatos” por “gatos con escritores”, creo que es más real.

(Iba a seguir escribiendo más cosas pero es que, por lo visto, mi vieja silla y mi rancio cojín, tienen que tener algo bueno porque el Quillo no para de dormir la sagrada siesta ¡y cualquiera lo molesta!)






¡¡ Llevátelo a papel !!

9 comentarios:

Ester dijo...

No tengo animales ¿la familia cuenta? . Siempre he creído que los animales caseros son los que mandan, en el caso de los gatos lo has dejado claro y los perros parecido pero ademas los sacas de paseo, le recoges sus cacas. Saltibrincos

Naranjito dijo...

Ester:
Es la ventaja de los que tenemos gatos (nos tienen), que no tenemos que sacarlos a pasear, ellos van por libre. Er Quillo haces sus necesidades en el arenero. Eso si, hay que cambiarle la arena cada vez que hace algo, se pone mu pesaito.
¿Animales de compañía la familia? No se, hay algunos cuñados que...
Abrazos.

Dyhego dijo...

Una vez leí que los gatos no son animales "domésticos" puesto que no son "domesticables". En un momento de la evolución se arrimaron a los humanos y los humanos los aceptaron por mutua conveniencia. Los gatos tienen un hogar donde vivir y los humanos una ayuda para librarse de ratones, ratas, culebra y demás bicharracos. Y cada uno por su lado, por supuesto.
Salu2 gateros.

Naranjito dijo...

Dyhego:
De domésticos nada, siempre van a su bola .Hace años a algún iluminado o iluminada (que no se enfade nadie o nadia) se le ocurrió eso de que eran animales del diablo. Intentaron acabar con ellos y después vino la peste y otras plagas traídas por las ratas. El de mi mujer el Quillo, hoy en día ve a una cucaracha y le habla de tu. Está mayor el cabrón.
Un abrazo.

mari carmen garcia franconetti dijo...


Bueno, pues yo he tenido durante toda mi vida, varios animalitosm me gustan y tenemos una casa en el campo para disfrutar de la Naturaleza...

Puede que os parezca una rarita, pero a mis "taítantos" años ¿para qué voy a cambiar?
Yo respeto y comprendo a los que no piensen como yo y me va de maravillas.

Un abrazo.

Susana A dijo...

Es todo cierto. Un beso

Frodo dijo...

En casa solo hay un perro, y hay que pasearlo todos los días porque se vuelve loco.
No lo veo a Poe o a Cortázar con la paciencia para escribir todo lo que escribían y a la vez pasear al can. Por eso apostaban a los felinos.

Saco a pasear a Pepe (José Atilio) y vuelvo

Abrazo!

Airblue dijo...

He tenido perro desde niña hasta que nació mi hija pequeña, es alérgica al pelo y sobre todo al pelo de gato, así que hace años que tengo plumas, el más reciente es una ninfa macho, Lupito, que en su terreno manda él y silba canciones.
Un abrazo Carlos. Es verdad que los gatos son especiales, pero muy bonitos.

Mara dijo...

muy bueno lo de “escritores con gatos” por “gatos con escritores”, mi hija tiene dos gatas y ambas son señoras de la casa y de todo lo que contiene. Un abrazo. Mañana le contestará Laya a Quillo je, je. Un abrazo.